calma la mente mindfulness

Todos intentamos lograr grandes cosas. Pero con una mente agitada, esto puede resultar mucho más difícil. Si aprendieses cómo calmar tu mente, podrías pensar con claridad, no dejarías que tus emociones se involucren y saldrías adelante en la vida haciendo cosas que sean más gratificantes. Eso es lo que puedes conseguir con ejercicios de mindfulness.

Muchos de nosotros experimentamos la pérdida de nuestro hilo de pensamiento. Sucede mucho más de lo que te imaginas. Si realmente prestas atención, notarás cuántas veces empiezas a pensar sobre un tema y acabas en otro totalmente distinto, o como cuando te habla alguien, tu cabeza empieza a evadirse hacia otras cosas… Son síntomas de una mente agitada. Que debes tratar por el bien de tu salud.

¿Cómo calmar la mente?

La gente no se da cuenta del poder de la atención plena o mindfulness. Primero, porque muy pocos saben cómo aplicarlo correctamente. Y también porque nos involucra. Y en el momento en que nos involucramos, se vuelve personal…

Pero si los pruebas, verás que hay ejercicios de mindfulness perfectos para tranquilizar la mente. Son un método probado, también para erradicar completamente la ansiedad.

La atención plena te ayudará a crear bases sólidas sobre las que podrás construir una mente fuerte, completamente libre de ansiedad y emociones no deseadas. Y esto es útil incluso si no tienes ansiedad, también para momentos de miedo o desesperación, impotencia, etc. Y es en esos momentos cuando más necesitas calmar tu mente.

Suscríbete a nuestra Newsletter

    Ejercicios de mindfulness para calmar la mente

    Literalmente, todo puede transformarse con solo cinco minutos al día. Da igual que seas nuevo en la meditación o todo un experto. Existen ejercicios de mindfulness ideales para calmar la mente. Los siguientes son tres de los mejores.

    ejercicios calmar la mente mindfulness

    100 respiraciones

    Cierra tus ojos y sienta tu espalda contra una silla con los pies presionados firmemente en el suelo. Después, empieza a respirar por las fosas nasales y cuenta a medida que avanzas, pensando en «y» para cada inhalación y el número de cada exhalación: inhala «y», exhala «uno»; inhala «y», exhala «dos». Después de llegar a 100, abre los ojos, mueve los dedos de las manos y los pies e inclina la cabeza en agradecimiento por el espacio mental que creaste.

    Respiración de cuerpo completo

    Comienza inhalando por la nariz, expandiendo el estómago y contando hasta cinco. Mientras inhalas, visualiza una suave luz cálida llenando tus pies y luego exhala por tus labios mientras cuentas hasta cinco, mientras te visualizas liberando cualquier tensión que pudieras haber estado cargando.

    Repite este proceso para los tobillos, las espinillas, las rodillas, etc., hasta la cabeza. Una vez que termines de completar todo tu cuerpo, es probable que te sientas más ligero, más tranquilo y más a gusto.

    Mira las nubes

    Las nubes casi siempre están presentes, pero siempre están cambiando, al igual que nuestros pensamientos. Por ello, observar las nubes puede ser una excelente manera de desarrollar cierta objetividad. Dedica cinco minutos a observar el cielo, observa lo que te recuerdan las formas de las nubes, ve si puedes detectar movimiento o cambios en la apariencia. Del mismo modo que ellas cambian, también lo hará tu patrón de pensamiento.

    Con estos tres simples ejercicios de mindfulness que puedes poner en práctica cada día durante pocos minutos, notarás como cada vez te sientes más lúcido, alegre, activo y despejado. El equilibrio perfecto lo obtendrás con una alimentación saludable. Descubre más sobre ella en nuestra web.

    Directo a lo natural

    Equipo de redacción

    Suscríbete a la newsletter

    Para mantenerte actualizado sobre la última información de la salud y vida natural. 
    Visita nuestro directorio para encontrar a los profesionales y empresas cercanos a ti.
    Bienvenid@ al sitio de referencia en la salud y vida natural a nivel nacional.